Desde el año 2015 tanto España como Portugal abrieron sus puertas a los descendientes de judíos sefardís para que puedan recuperar su pasado, mismo que se fue perdiendo a través de los años.

La Ley 12/2015 se cerró el pasado 1 de octubre con 132.000 solicitudes. La mayoría procedentes de países de Iberoamericanos. Sin embargo, el pasado 9 de septiembre, la Dirección General de Registros y Notariados (DGRN), dependiente del Ministerio de Justicia, ya estableció un plazo de subsanación de un año a contar desde la fecha de la solicitud que, en ningún caso podía presentarse pasado el 1 de octubre de 2019. Ese plazo de subsanación estaba previsto que finalizara el 1 de septiembre de 2020 para los últimos expedientes presentados.

Debido a situación creada por la pandemia de la COVID-19 todos los centros del Instituto Cervantes se han visto obligados a cancelar los exámenes del DELE y CCSE necesarios para la tramitación de los expedientes. De igual manera, se ha suspendido el transporte aéreo de viajeros en y hacia España lo que imposibilita que, este momento, los solicitantes puedan comparecer ante el notario asignado, según establece el artículo 2.2 de la Ley 12/2015.

Como consecuencia de lo anterior, el pasado jueves 14 de Mayo, la directora general de Seguridad Jurídica y Fe Pública, Sofía Puente, ha dictado una resolución por la que se amplía el plazo de subsanación de los procesos de concesión de la nacionalidad a los sefardíes originarios de España hasta el 1 de septiembre de 2021. Con la previsión de que dicho termino pueda revisarse posteriormente en función de la evolución de la pandemia del Covid-19 y su incidencia en la actividad administrativa.

Por lo tanto, teniendo en cuenta las circunstancias mencionadas, se ha resuelto:

  1. Prorrogar el plazo de subsanación de todas las solicitudes presentadas en plazo en virtud de la Ley 12/2015, de 24 de junio, en materia de concesión de la nacionalidad española a los sefardíes originarios de España, hasta el 1 de septiembre de 2021.
  2. Dicho plazo será objeto de revisión en el caso de persistir las circunstancias causadas por la pandemia del COVID19.

Aprovechamos a recordar los dos principales requisitos para poder obtener la nacionalidad por origen sefardí es: (i) acreditar el origen Sefardí, y (ii) tener una vinculación con España

También conviene recordar que, tras la firma del acta notarial en España, se debe esperar a la resolución de la DGRN y por último jurar bandera española y la inscripción en el Registro Civil español.

Los beneficios de la nacionalidad española son muchos, entre otros: (i) el español, el cónyuge e hijos tendrán la posibilidad de nacionalizarse españoles una vez obtenida la nacionalidad del familiar, (ii) acceso a la seguridad social española, (iii) entrada a los 185 países sin visa, y (iv) tener el quinto pasaporte mas valioso del mundo.

Desde Goy Gentile Abogados, ponemos a la disposición de los interesados nuestra experiencia en la tramitación de la nacionalidad portuguesa por origen sefardí. Adicionalmente, aconsejamos celeridad con los trámites dada las probables restricciones que se esperan.

Contacto:  

Lucía Goy Mastromiechele
luciagoy@goygentile.com
+34 91 435 45 19

Katherin Duque
sefardí@gentileges.com
abogados@goygentile.com
+34 604 512 160
+34 91 435 45 19