La Ley de Memoria Democrática, conocida como la Ley de Nietos, ya es una realidad. Esta nueva oportunidad para obtener la nacionalidad española ha sido aprobada el pasado 14 de julio por el Congreso de los Diputados, pasando al Senado, donde se espera su aprobación final. Se prevé que la promulgación de la norma tendrá lugar en el mes de septiembre. Desde ese entonces, quienes tengan padres o abuelos españoles, tendrán derecho a solicitar la nacionalidad.

Luego de incesantes reclamos por parte de la comunidad, en el año 2020 se creó la iniciativa de la Ley de Memoria Democrática, iniciativa que ha evolucionado hasta convertirse en una norma en fase de aprobación final.

El referido proyecto de ley pretende recuperar, salvaguardar y difundir la Memoria histórica del país que fue golpeado durante 39 años por la Guerra Civil y la dictadura. De esta forma, se lucha por la reparación histórica y la justicia, garantizando la no repetición. Así es como la Ley de Nietos vela por los valores democráticos de concordia, convivencia y pluralismo político que representan al país.

Esta nueva ley, a través de su disposición adicional octava, contemplaría tres supuestos para solicitar la nacionalidad:

  1. Los nacidos fuera de España de padre o madre, abuelo o abuela, que originariamente hubieran sido españoles, y que, como consecuencia de haber sufrido exilio por razones políticas, ideológicas o de creencia o de orientación e identidad sexual, hubieran perdido o renunciado a la nacionalidad española, podrán optar a la nacionalidad española.
  2. Los hijos e hijas nacidos en el exterior de mujeres españolas que perdieron su nacionalidad por casarse con extranjeros antes de la entrada en vigor de la Constitución de 1978.
  3. Los hijos e hijas mayores de edad de aquellos españoles a quienes les fue reconocida su nacionalidad de origen en virtud del derecho de opción reconocido por la Ley de Memoria Histórica de 2007 (Ley 52/2007, de 26 de diciembre).

La Ley de Nietos no marca un límite de edad para los solicitantes, abriendo las puertas a aquellas personas cuyos trámites no pudieron finalizarse con la anterior Ley de Memoria Histórica, aprobada en 2007.

Si desea saber más sobre la adquisición de la nacionalidad española por ser hijo-nieto de españoles no dude en contar con el asesoramiento de expertos. En Goy Gentile Abogados tenemos un equipo experto en la materia.

Contacto:

Pablo Lanfranchi

pablolanfranchi@gentileges.com