Desde el año 2015 tanto España como Portugal abrieron sus puertas a los descendientes de judíos sefardís para que puedan recuperar su pasado, mismo que se fue perdiendo a través de los años.

Con la finalidad de contribuir con el proceso de reencuentro de las comunidades sefardíes con sus orígenes, en España el Decreto-Ley no 12/2015, de 24 de junio, abrió las puertas para que descendientes de los sefardíes que fueron expulsadas por los Reyes Católicos en 1492 volvieran a la que en tiempos pasados fue su patria. Al igual que el gobierno español, el gobierno portugués publicó el 27 de febrero de 2015 el Decreto-Ley no 30- A/2015 mediante el cual se facilita a todas aquellas personas, que demuestren tener ascendencia sefardí, la tramitación de la nacionalidad portuguesa con independencia de que actualmente residan o no en territorio portugués.

En España la Ley ya terminó el pasado 1 de Octubre de 2019, por lo que ya no es posible iniciar el trámite ni obtener la nacionalidad por esta vía.

En Portugal, sin embargo, aun sigue vigente la Ley y tiene un proceso más sencillo y con menos restricciones que el de España. Sin embargo, parece que la Ley adquiere temporalidad ya que el pasado 11 de Mayo el Partido Socialista del Parlamento Portugués presento una propuesta de cambio de esta Ley. Dicha propuesta requiere que para la adquisición de la nacionalidad por origen Sefardí el solicitante también tenga que residir 2 años en Portugal. Esta nueva normativa entraría en vigor partir del 1 de Enero de 2022.

Por lo tanto, si se aprueba esta modificación en la Ley y teniendo en cuenta los tiempos de solicitud y recogida de la documentación probatoria y del proceso en sí, es necesario iniciar el trámite de inmediato si se tiene interés en adquirir la nacionalidad por esta vía.

Pasos a tener en cuenta

Recordamos que el proceso consta de 2 pasos :

  • –  Acreditar ante la comunidad Judía de Portugal el nexo familiar con Judíos Sefardíes: para este paso es indispensable hacer un estudio genealógico que certifique la conexión y que tenga prueba documental.
  • –  Presentar ante el Ministerio de Justicia Portugués, quien verifica si se cumplen todos los requisitos, las pruebas que certifican la ascendencia Sefardita y otra documentación.
  • Facilidades del Proceso:
    • No es necesaria la presencia del aplicante en ningún momento del proceso, ya que no hay que firmar Acta Notarial a diferencia de España.
    • Tampoco debemos hacer examen de conocimiento de cultura o idioma
    • No debemos tener ninguna vinculación con el país.Ventajas de la Nacionalidad:
    • Los cónyuges e hijos tendrán la posibilidad de nacionalizarse portugueses una vez obtenida la nacionalidad del familiar.
    • Acceso a la sanidad y educación.
    • Entrada los demás países de la Unión Europea sin necesidad de Visa.

Es por eso que en Goy Gentile Abogados animamos a nuestros clientes y a todos aquellos que sepan que tienen ascendencia sefardí a iniciar el proceso cuanto antes y poder acceder a la nacionalidad portuguesa antes de las nuevas restricciones.

Contacto:

Lucía Goy Mastromiechele
luciagoy@goygentile.com
+34 91 435 45 19

Katherin Duque
sefardi@gentileges.com
abogados@goygentile.com
+34 604 512 160
+34 91 435 45 19